Un jubilado fue condenado a siete meses de cárcel por matar a su perro

Un jubilado de 70 años fue condenado a siete meses de prisión en suspenso por colgar a su perro hasta matarlo. El sujeto, identificado como Froilán Lucero, fue juzgado en un juicio abreviado, con base en videos y testimonios de una vecina, además de una pericia química.

El hecho ocurrió en el barrio José María Gómez, en Mercedes, provincia de Corrientes, donde el condenado atacó a su mascota con un hierro y, no conforme con ello, lo ató con un cable y lo colgó hasta que el animal pierda la vida.

La acusación del fiscal de Investigación Rural y Ambiental fue que se trató de un «acto de crueldad animal, causándole la muerte (a su perro) por el solo espíritu de la perversidad». En ese sentido, previo a la sentencia condenatoria, la Jueza a cargo calificó de «contundentes» el testimonio y los videos aportados por una vecina del jubilado, en los que se puede ver al animal colgado en una galería de la casa y el hierro con el que fue agredido.

Asimismo, en la resolución se tuvo en cuenta la pericia química, la cual determinó resultado positivo para sangre animal tanto en el caño como en el cable secuestrados de la casa de Lucero.

En el fallo se argumentó que «es un hecho grave porque el maltrato animal es un factor que predispone a la violencia social», en tanto que se agregó que para la ley los animales son «merecedores de amparo y protección porque son seres vivos que no pueden defenderse ni reclamar derechos», además de ser indefensos y estar a completa disposición de los seres humanos.