CELO en rojo: el servicio eléctrico arrojó $186 millones de pérdidas; agua $60 millones y cloacas $46 millones

En la noche del viernes, con la presencia de 139 delegados, se realizó la Asamblea General Ordinaria de la Cooperativa Eléctrica Ltda. Oberá en enl Salón “San Basilio Magno”, donde por mayoría se aprobó el balance anual que arrojó pérdidas superiores a 167 millones de pesos.

Durante la Asamblea, varios socios delegados interpelaron duramente a los dirigentes por la abultada deuda a EMSA, los cortes en el suministro y la incorporación de personal. En ese sentido, un socio preguntó cuántas facturas se le adeudan a la proveedora provincial de energía, a lo que el presidente de la cooperativa respondió que son 7 facturas sumando 350 millones. A esto se le agregan los intereses que, para Anderson y Jorge Duarte, vicepresidente, son «usureros», llevando la deuda a 1.085 millones. Además aseguran que otras cooperativas están en la misma o peor situación, citando a la CEEL, de Eldorado que adeuda 20 facturas «y paga como nosotros, con lo que puede», dijo Anderson, insistiendo que es un tema político porque sólo a la CELO le intimaron con cortes en el suministro eléctrico para que abone la deuda. 

Por su parte, Duarte confirmó que se incorporaron nuevos empleados a la planta de trabajadores de la cooperativa este año (son unos 330 en total), no obstante aseguró que hacen falta más empleados, detallando que en el sector de Agua Potable, el segundo servicio más importante que presta la institución, hay solo 2 (dos) empleados y es menester dos más. Duarte ya había adelantado su intención de incorporar a otros 40 empleados adicionales, pero para el sector de redes eléctricas rurales, e incluso se habla de crear una gerencia específica que atienda esa área. 

Esto causó malestar de los socios, y durante la asamblea de ayer, una delegada pidió a Duarte que expliqué por qué habla de incorporar más personal a la cooperativa siendo que está fundida, y además que detalle a qué áreas fueron incorporados los nuevos empleados, mencionando 33 más este año, número que fue desmentido por Duarte.

La explicación de Duarte fue que los servicios necesitan ser prestados y para ello se requiere más personal. Además sostuvo que son necesarias las inversiones en ampliación de red para que «los 80 mil obereños tengan luz y agua», recordando que se destinaron 25 millones una obra en el barrio San José (obra cuyos materiales fueron pagados por la Provincia), y pidió a los presentes mirar un video con testimonios de vecinos beneficiados con esas ampliaciones, apelando así a la emocionalidad de los delegados. Minutos después, se aprobó el balance por amplia mayoría, contando solo 18 votos en contra, que fueron los de la lista Celeste opositora. 

El balance del ejercicio 2020-2021 arrojó pérdidas por más de 167 millones, pero para el delegado y ex tesorero, Néstor Mattos, el número está «dibujado» y las pérdidas reales superaron los 500 millones. Sólo el sector de energía eléctrica arrojó 186 millones de pérdidas, mientras que agua potable perdió más de 60 millones y el servicio de cloacas 46 millones.

Estas pérdidas tuvieron un alivio leve ya que telefonía dio 240 mil pesos de ganancias, sepelios 27 millones y la venta de gas casi 3 millones de balance positivo, dando de resultado 167.677.035 pesos de rojo en el balance del último ejercicio aprobado ayer. 

Por último, los administradores aprobaron no aumentarse los sueldos y remuneraciones como «gesto por la situación de la cooperativa». Cabe recordar que ya se habían aumentado 35% en la asamblea anterior de junio.  

 

Se aprobó la Memoria, Estado de Situación Patrimonial, Estados de Resultados, Estado de Evolución del Patrimonio Neto, Estado de Flujo de Efectivo, Proyecto de distribución de excedentes, así como el informe presentado por el Síndico y Dictamen de Auditoria, correspondiente al ejercicio económico Nº 70 comprendido entre el 01 de agosto de 2020 y el 31 de julio de 2021. Con respecto al punto Nº 4 del Orden del Día, el cual propone evaluar la Compensación del trabajo personal de los miembros del Consejo de Administración y Sindicatura, conforme lo dispuesto por los Artículos 67° y 78° de la Ley de Cooperativas N°20.337, los miembros del Consejo de Administración, encabezados por el actual Presidente de la entidad, Pedro “Pilo” Andersson, decidieron, por unanimidad, no modificar el valor vigente de dicha compensación.
Por último, de acuerdo a la decisión de la Asamblea, los nuevos integrantes del Consejo de Administración son:

Consejeros Titulares: DUARTE, Jorge Gabriel; CARDOZO, Hipólito Olegario y ANTOLICH, Juan

Consejeros Suplentes: BACKER, Carlos Alberto; LEDESMA, Julio y SCHWANKE, Luis Alberto

Síndica Titular: DENGLER, Rosa Nilda
Síndico Suplente: SYNIUK, Carlos Omar

Al igual que en el anterior Acto Asambleario, estuvo presente el Dr. Eduardo David León, veedor designado por el Ministerio de Acción Cooperativa, Mutual, Comercio e Integración.