Mediante cámaras térmicas, detectaron narcos en el río con una tonelada de drogas

PUERTO RICO. Efectivos de la Prefectura Naval Argentina, con el despliegue de un guardacostas de frontera equipado con tecnología de última generación, secuestró, esta madrugada, un cargamento de casi 1.000 kilos de marihuana, equivalente a más de 2.900.000 dosis de droga, en la localidad de Puerto Rico (Misiones).

El procedimiento que realizó la fuerza federal comenzó cuando, en los permanentes controles que se llevan a cabo en la zona de frontera, el personal a bordo del guardacostas , detectó movimientos sospechosos a la altura del kilómetro 1757 del río Paraná.

Ante esto, se incrementó la vigilancia en el área, gracias a la cual se identificó, a través de cámaras térmicas, que un bote cruzaba el río desde Paraguay hacia la costa argentina cargado con varios bultos.

De inmediato, se enviaron más patrullas al lugar, las que recorrieron la zona entre la densa niebla y la espesa vegetación, hasta que, luego de un intenso rastrillaje lograron encontrar, oculta entre la maleza, una embarcación cargada con 1.200 “ladrillos” de marihuana, con un peso de 995 kilos de droga.

Interviene en la causa la Fiscalía Federal de Oberá, a cargo de la doctora Viviana Vallejos, quien dispuso el decomiso del cargamento, valuado en más de 44.000.000 de pesos.

Cabe destacar que el guardacostas que intervino es una de las cuatro embarcaciones incorporadas recientemente por la institución para la lucha contra el delito trasnacional. Fue fabricada es astilleros israelíes; tiene bajo costo operatorio y está equipada con tecnología de última generación.