Piden prisión preventiva para el sacerdote acusado de violación de menores

La medida la solicitó el fiscal penal Alvaro Garganta, quien pidió al juez de Garantías Agustín Crispo que le dicte la prisión preventiva al sacerdote Raúl Sidders por el delito de “abuso sexual agravado”.

Sidders, a quien los alumnos del Colegio San Vicente de Paúl llamaban en secreto “El frasquito”, porque los obligaba a masturbarse para guardarse su semen en un frasco, fue detenido a principio de mes y declaró ante el fiscal que lo procesó por ese delito.

Según la fuente, en su declaración “Sidders amagó llorar varias veces pero afirmó que no recordaba a la joven que lo denunció por presuntamente haber abusado de ella cuando tenía entre 11 y 14 años”.

Según el fiscal, el sacerdote cometió el delito de abuso sexual gravemente ultrajante por su duración en el tiempo y circunstancias de realización doblemente agravado contra una mujer que denunció haber sido abusada por el sacerdote entre el 2004 y el 2008, cuando tenía entre 11 y 14 años y asistía al establecimiento.






Télam