Marcharon en memoria de la adolescente que se suicidó en la YPF, su padre continúa detenido

SAN JAVIER. El sábado, familiares y amigos realizaron una marcha en memoria de Anastacia Ramírez, denominada «De la Conciencia» para no dejar pasar por alto la drástica determinación de la joven de quitarse la vida con el arma reglamentaria de su padre el 10 de septiembre pasado en el baño de una estación de servicio de Leandro N. Alem por supuesto abuso del propio su progenitor, quien está detenido en averiguación del hecho luego de que la justicia hallara pruebas en su contra.

 

Según indicaron desde la familia, es que   la justicia está trabajando y confían en el avance de la misma. Además destacaron que desean que se tome conciencia ya que en muchas familias, aún en las menos imaginadas puede estar pasando algo similar. La ministra de Derechos Humanos, Lilia Tiki Marchesini estuvo presente y comento “que difícil acompañar el dolor a Juana su mamá, a Fátima su hermana, a Carolina su tía, toda la fuerza y las herramientas de nuestro organismo para trabajar fuertemente contra el abuso infantil y el silencio del miedo y del Status Quo. Y a la espera por supuesto que la justicia siga actuando”.

Expreso Fatima Candia, hermana de Anastacia, dijo: «Yo estudió magisterio y damos una materia que trata todas esas cosas, sinceramente no entiendo cómo no pude darme cuenta que mi hermanita estaba pasando por una situación de esas. Uno nunca imagina siquiera que le va a pasar o que alguien cercano lo sufrirá, hoy hacemos esta marcha no para pedir justicia sino para que nos concienticemos todos que no debe haber más Anastacia y de todos depende que eso no vuelva a pasar con nadie más».  Luego agregó para finalizar  «Nosotros estamos acompañados de varios profesionales que se sumaron a esta marcha por la conciencia y cada año haremos algo similar en memoria de mi hermanita, ella estaba empezando a vivir, no tenía porqué terminar así. Estamos comprometidos en salvar vidas enseñando a la comunidad a detectar hechos similares antes que sea tarde y que no lleguen a estos finales irreparables que destruyen familias enteras», indicó la joven. (La Misión Digital)