ANULO BOLUDO






La estupidez se reinventa. Ahora, en una frase que se viralizó: “anulo mufa”. En lunfardo, una jerga cuya génesis es la fusión de las distintas lenguas de los inmigrantes, “mufa” (que viene del italiano “muffa”) define a alguien que trae “mala suerte”. Si los giles leyeran a Dante Panzeri se avivarían que la selección perdió con Arabia en el debut mundialista porque en fútbol-la “dinámica de lo impensado”-no hay nada más “mufa” que jugar mal…

La Argentina de Scaloni perdió con Arabia Saudita 2 a 1. Eso, en fútbol, es un papelón. Pasamos rápidamente de imaginar por cuánto goles se le ganaría a ver con ojos asombrados como se perdía con un rival tan inferior.

Hace más de medio siglo Dante Panzeri, un gran periodista deportivo, publicó un texto célebre: “Fútbol, dinámica de lo impensado”. Se trata de una crítica cultural acerca de cómo los intereses del mercado han ido socavando el aspecto lúdico del fútbol. Y de la preeminencia del talento individual sobre la táctica.

Panzeri opinaba que cualquiera puede ser director técnico. Afirmación más que discutible, claro. Pero es cierto que nos pasamos del otro lado. A pretender que el resultado de un partido de fútbol se dirime entre entrenadores, como si los jugadores no gravitaran en lo más mínimo.

Arabia Saudita le ganó a la Argentina en el mundial de Qatar porque la historia del fútbol demuestra que cualquiera le puede ganar a cualquiera. Que la pretensión de tener todo controlado a partir de una planificación del juego y de la superioridad técnica de los jugadores, sin imprevistos, y así ganar un partido antes de jugarlo, es una fantasía que sigue colonizando la mente de demasiados hinchas.

A los 8 minutos del segundo tiempo el volante árabe Salem Al Dawsari metió un golazo para poner a su selección 2 a 1 arriba. Entonces la denominada “scaloneta”, y esto es lo más preocupante, tuvo menos reacción que los socios de la CELO ante el desmadre de “su” cooperativa. Por eso se perdió. No por culpa de algún “Jettatore”

Jorge Luis Borges decía que “el fútbol es popular porque la estupidez es popular”.

No le demos la razón.



Walter Anestiades