Realizan hisopados a quienes llegan desde Ituzaingó, Santo Tomé y Virasoro

En Centinela se realizan los hisopados a quienes ingresan a la Misiones desde Corrientes. En las últimas horas se registraron tres casos en Ituzaingó, con lo que ya son seis en total (cinco activos y un fallecido). Los controles son más estrictos para evitar la propagación del Covid-19 en la tierra colorada.

La situación sanitaria en la vecina provincia de Corrientes comenzó a empeorar en las últimas semanas y esto representa un escenario complicado para Misiones, dada la cercanía con algunos municipios como Ituzaingó, Santo Tomé y Virasoro. Por eso los controles se pusieron más estrictos para evitar la propagación del Covid-19 en la tierra colorada.

En este sentido, el director de tránsito de la Municipalidad de Apóstoles, Claudio Skromeda, explicó a El Territorio que a raíz de los últimos casos en varias localidades correntinas, se endurecieron los controles en los ingresos a Misiones.

“Se intensifican los controles de entrada y salida sobre todo en Azara y Colonia Liebig, más estrictamente con todas las personas que vienen de Virasoro, Ituzaingó y Santo Tomé, donde aparecieron casos estos últimos días. Ellos tendrán que entrar por el puesto de Centinela, donde se realizan los controles sanitarios e hisopado correspondiente”, señaló.

Y detalló: “El tránsito vecinal de la gente que trabaja en Liebig sigue normal, lo único que se volvió a pedir a las empresas y al personal que tiene campos, yerbales, ganado, forestación es que nos vuelvan a pasar la lista de personas autorizadas a circular, así podemos tener un control más estricto”.

Por su parte, el intendente de Azara, Daniel Yendrika, sostuvo: “Desde que empezó la cuarentena clausuré los lugares que tenía lindante este municipio con Corrientes, el único lugar por donde puede entrar y salir la gente es por la ruta 94 que se une con la 2 acá en Azara, donde tengo el puesto de Rentas y la Policía”.

“Garruchos y Garabí son los pueblos más cercanos que tenemos con Corrientes, ellos tienen permitido entrar y salir. Y Apóstoles tiene el mismo sistema que nosotros”, comentó.

En tanto que María Eugenia Safrán, intendenta de Apóstoles, indicó que el cruce interprovincial en su comuna “está habilitado para trabajo y por cuestiones justificadas como turnos médicos”.

A diferencia de lo ocurrido en las últimas semanas, la mayoría de los hisopados positivos de Corrientes llegó desde el interior y no desde la ciudad capital, como sucedía antes.

Tras el fallecimiento del primer caso en Ituzaingó y a la decisión del Comité de Emergencia de aislar a la ciudad, las localidades vecinas de Villa Olivari y San Antonio en isla Apipé Grande tomaron idéntica decisión.

San Antonio decidió suspender los viajes entre ambas localidades y Villa Olivari aislar la localidad restringiendo el ingreso y egreso de personas. El objetivo es lograr establecer la trazabilidad del caso.

El intendente de Villa Olivari, Roberto Salas, contó a este medio que uno de los dos casos positivos conocidos el lunes es un joven que días atrás tuvo una audiencia con el abogado fallecido. “Esta persona tiene toda su familia en Villa Olivari, y justamente sus padres fueron el fin de semana a visitarlo, así que decidimos aislar a toda la familia”.

En este sentido explicó que “son un total de seis familias, también cerramos la comisaría, ya que una cabo tiene de empleada de servicio a una de las integrantes de la familia en cuestión y mantuvieron contacto estrecho, después la uniformada fue a cumplir sus funciones y cuando nos enteramos de lo ocurrido inmediatamente tomamos la decisión de aislar la comisaría”.

Detalló además que están aislados el personal de dicha institución, el jefe de la comisaría, dos oficiales y 4 suboficiales, “en total son 7 personas”, aclaró Salas.

Por este caso también cerraron un aserradero de la localidad, ya que el marido de la uniformada trabaja allí. El jueves realizarían los hisopados a todas las personas que están aisladas en esa localidad. Los jefes comunales de esos municipios pidieron a la poblaron respetar las medidas de protección. (Stop)