Piden a Anses que habilite el cobro del IFE por caja de los bancos y con la presentación del DNI

MISIONES. Es porque en Misiones, no todos los posibles beneficiarios tienen cuentas bancarias, y en muchos casos, ni siquiera cuentan con acceso a internet. Buscan evitar que miles queden afuera por la brecha digital
 
“Se gestiona y resuelve a medida que surgen las necesidades en la pandemia” expresó el diputado nacional Héctor “Cacho” Bárbaro después de mantener comunicaciones con las autoridades regionales y nacionales de Anses en el día de ayer, cuando les transmitió la necesidad de asegurar que todas las familias que califican para el beneficio, realmente puedan acceder a los $10.000 que el gobierno nacional les dará a modo de Ingreso Familiar de Emergencia (IFE). “Les transmitimos que si no se activa una manera directa y segura para cobrar el IFE de acuerdo a la realidad de cada región, serán miles los que queden afuera, y son los más vulnerables, justamente” expresó el legislador.
Por ese motivo, “desde el PAyS advertimos que no va  a ser viable exigir al beneficiario que vuelva a ingresar a internet para poner los datos de un CBU. Muchísima gente no tiene cuenta a su nombre. Otros no tienen internet, algunos no tienen ni acceso a la señal de celular, otros no tienen como viajar hasta el pueblo porque no hay transporte, y muchos más no saben cómo se hace el trámite por la brecha digital”. Ante esa realidad “les pedimos que analicen el cobro por caja y con DNI, que el propio titular vaya a cobrar y se presente en persona, que es el modo más seguro de que les llegue  el beneficio, ya sea por banco o por correo”. Bárbaro elevó una nota formal al director ejecutivo de Anses, Alejandro Vanoli, con estas propuestas.
“Esta propuesta está anclada en la realidad que viven en mi provincia miles de jefes de hogar desocupados, changarines, trabajadores rurales, cuentapropistas o agricultores familiares que no tienen una cuenta bancaria y no podrán hacerla en el tiempo adecuado por un sinfín de factores” expresa la misiva, que detalla la  falta de conectividad en el área rural, las enormes brechas digitales de la población más vulnerable que estará imposibilitada por desconocimiento a realizar ese trámite online, la falta de transporte en la zona rural y semirural y la imposibillidad de que las organizaciones de la comunidad y ciudadanos solidarios que ayudaron en la preinscripción, puedan resolver la segunda etapa sin poner en riesgo la seguridad en el manejo de los datos.
“En las ciudades cabecera de cada municipio existen sedes del Banco Nación y el Banco Macro, que si toman todas las precauciones y protocolos podrán llevar adelante este servicio minimizando los riesgos, y con una sola tramitación, es decir que la gente tendría que movilizarse una sola vez en el momento que le toque. Si se establece este mecanismo, será perfectamente posible, seguro y efectivo el  trámite para que el IFE llegue realmente a las casas y las mesas de los que más necesitan” señala la misiva oficial. Finalmente, en el diálogo con los funcionarios que estudian estas alternativas, también adelantaron que analizan el pago vía correo argentino, definiciones que se conocerán el breve.