20% para los estatales: “con salarios de $16 mil no cubre lo que perdimos con la inflación del 55 %”

MISIONES. El viernes, el ministro de Hacienda de la provincia Adolfo Safrán anunció un aumento salarial para los trabajadores estatales del 20%, a pagarse en cuotas en los meses de febrero y marzo. Desde la Asociación de Trabajadorxs del Estado (ATE- CTA- A) advirtieron que en los últimos cuatro años los salarios del sector estatal siempre perdieron ante la inflación y el incremento anunciado ayer, lejos de la tasa de inflación del 40% prevista para este año, profundiza el deterioro salarial, especialmente para lxs trabajadores que menos ganan.

“En los cuatro años tuvimos un incremento salarial que giró alrededor de 86% cuando la inflación superó el 166%. Venimos perdiendo hace muchísimos años contra la inflación, contra las tarifas de servicios básicos como agua y energía que en estos últimos cuatro años subieron más del 2000%. ¿Cómo hacemos frente con nuestros magros ingresos?” cuestionó Jorge “Koki” Duarte, Secretario General de ATE Misiones. “La realidad es de trabajadores con ingresos que los ubican por debajo de la línea de indigencia, apenas para alimentarse, o por debajo de la línea de pobreza, impidiéndole cubrir las necesidades básicas de una familia.” acotó.

Sin espacios de diálogo:

El anuncio realizado por el ministro Safrán contó con el aval del dirigente Jorge Giménez de UPCN, sin que ATE – CTA A haya sido convocada a discutir cuestiones que hacen a la situación salarial y laboral de los trabajadores del Estado, como la precarización laboral y los bajos salarios que perciben gran parte de ellxs.

“Contra eso venimos batallando e interpelando al Estado ” – expresa Koki Duarte – “ellos anuncian una pauta, sabemos que no existió trabajo de discusión salarial excepto en el despacho del ministro Safrán haciendo cálculos y recalculando cómo impacta lo que dispusieron en estos días. Ese trabajo es de él y no de los sectores que debemos estar involucrados. Debemos tomar como ejemplo la discusión paritaria a nivel nacional, si bien acá no existe un ámbito de esas características , pero bien puede funcionar una mesa donde abordemos la problemática laboral y salarial. Ese espíritu democrático no rige en la provincia. Necesitamos sentarnos a discutir, a debatir porque esto no va a traer para nada alivio.” diagnostica el dirigente del Consejo Directivo Provincial de ATE.

Corregir la distorsión de la matriz salarial del Estado misionero:

Ante el anuncio del porcentaje aumento – al que consideran insuficiente – desde ATE se plantea la necesidad de abordar también la manera de empezar a corregir la desigualdad salarial que existe al interior del Estado misionero. Existen inmensas disparidades salariales entre ministerios y áreas, siendo las más desafavorecidas las áreas dedicadas a las tareas de cuidado como Salud Pública o Desarrollo Social. Uno de los elementos que contribuyen a tal desigualdad es el pago de adicional del 60% a lxs trabajadores de algunas reparticiones y entes estatales, mientras otras áreas están excluidas de tal beneficio. Asi, el determinado de manera general impacta de manera distinta en los bolsillos de los trabajadores de diferentes áreas, en desmedro de quienes menos ganan. Partiendo de esa situación, el establecimiento de un porcentaje general de aumento profundiza las desigualdades:

“Esta pauta salarial reproduce una injusta distribución del salario en la administración pública” – expresa Jorge “Koki” Duarte – “Este 20% con salarios de 16 mil, 17 mil o 20 mil pesos no cubre lo que hemos perdido el año pasado cuando la inflación fue más del 55 % y nuestra pauta fue del 23% de aumento. Urge que nos sentemos a discutir estos temas.” reclama el dirigente. Al respecto, sostiene Juan “Chito” Pasamán, Secretario de Organización de CTA A : ” El aumento en porcentaje sostiene y profundiza las injusticias. Sostiene las asimetrías.” y ejemplifica de qué manera los aumentos salariales basados en porcentajes sobre el sueldo de bolsillo y con un adicional que no todos perciben tiene resultados desparejos:

“El promedio salarial en Salud es de $ 21.300, el aumento sería de $ 4.260 en promedio. En otras dependencias y ministerios el aumento sera de 10.000 $, de 16.000 $ y en algunos superara los 20.000 $ en promedio. Lo que profundizará las diferencias e inequidades entre sectores”, detalla Pasamán.

Por otra parte, los dirigentes plantearon también su preocupación por otros aspectos laborales y salariales sobre los cuales no existen ámbitos de discusión y resolución con las autoridades misioneras, como el deterioro del sueldo básico, ya que en el caso de los trabajadores estatales el aumento se define sobre el salario de bolsillo, y la gran cantidad de trabajadores del Estado que se encuentran precarizados.

Asimismo, en base a la experiencia de los últimos años consideraron difícil que el gobierno provincial acepte iniciar un camino de diálogo en vistas a revisar la pauta salarial ya anunciada, sin embargo consideraron que es posible lograrlo:

“Ojalá reaccionen nuestros compañeros para poder revertir esta pauta. Eso va a depender de nosotros y de los trabajadores” – expresó Duarte.