“Sino los buscas de la casa, no van a laburar”: Analizan mecanizar la cosecha por el costo de trasladar tareferos

OBERÁ. “Todo el mundo quiere que nosotros vayamos a la cosecha mecanizada, acá todo el mundo quiere ganar bien sin esfuerzo, sin laburar. Yo si tengo que cosechar té para un colono, tengo que ir a la chacra, el dueño no me viene a buscar a mi, a mi camión y así cualquier rubro, y acá en el rubro de la yerba, el error pasó por los productores sin querer, y se transformó en un derecho, y hoy es incumplible, hoy tener un colectivo nuevo tenés que tener 6 o 7 millones de pesos, es imposible porque el productor percibe por su materia prima, o sea laburás para mantener un auto que cuanto más nuevo es, más caro es, más caro el patentamiento, el seguro, más caro todo y no podés hacer frente a eso”, afirmó el dirigente y productor agrario por APAM, Cristian Klingbeil, en referencia al reciente accidente de una combi con tareferos en la ruta 12.
Agregó que “encima la mayoría quiere que se le busque de la casa, cuando le pedís júntense en equis lugar, no te va nadie, no aparece nadie, si no le buscas de la casa, no van a laburar”. “Al productor le subieron el monotributo, nosotros no podemos estar cumpliendo cosas que ninguno cumple”, fustigó respecto al traslado del personal.
Recordó que antes “se los buscaba con una camioneta, subían a la carrocería y no habían accidentes pero eso se transformó en un derecho, sino los buscas, no van a laburar”, y aseveró, “pero ahora eso es inviable”.
Apuntó entonces a la cosecha mecanizada como alternativa: “te vas a una cosechadora que lo hacés subir a un trailers enganchado detrás de un camión, vas con un ayudante, manejás la máquina, cosechaste tus 7, 8 o 10 mil kilos depende del tamaño de tu camión, fuiste al secadero, descargaste y te volviste a tu casa”. “Ahora tenés que ir con un colectivo que de vuelta tres horas para cargar la gente, no va toda la gente que necesitás, después tenés que ir con un camión para buscar la carga, pero como no fue toda la gente, volvés con 4 o 5 mil kilos, quemaste combustible y no te es rentable… el colectivo, excepto las grandes empresas, el resto es imposible, además ni caminos tenemos y no podés dejar solo porque cuando volvés no encontrás gomas, ni baterías”, sentenció.
Desde noviembre de 2018, la fábrica local Lory Máquinas viene produciendo de manera experimental cosechadoras de yerba, logrando ya varios pedidos.