Con el desembolso de u$s5.400 millones del FMI, Macri cerrará su gestión 2015- 2019 sin default

BUENOS AIRES. El directorio ejecutivo del FMI avalará éste viernes, el segundo desembolso del año para la Argentina, luego de que el país haya aprobado las metas fijadas para el segundo semestre del año. Serán unos u$s5.400 millones, que luego de la ratificación de hoy serán girados la semana próxima para que se sumen a las arcas de las reservas del Banco Central.

Con este dinero el Gobierno de Mauricio Macri podrá cerrar su gestión 2015- 2019 sin haber entrado en default. Tendrá, además, la garantía de que el seguro por u$s9.000 millones habilitado por el Fondo Monetario para que se puedan enfrentar corridas cambiarias continuará financiado, con lo que Macri se asegura además que podrá manejarse hasta las elecciones de octubre y el eventual balotaje de noviembre con armas sólidas para enfrentar ataques especulativos contra el peso.

La habilitación del dinero había sido anunciada el lunes por el director a cargo del organismo, David Lipton (luego de la renuncia de Christine Lagarde), quien a través de un comunicado había expresado: “Me complace anunciar que el personal técnico del FMI y las autoridades argentinas llegaron a un acuerdo sobre la cuarta revisión del programa económico respaldado por el acuerdo stand by. Sujeto a la aprobación del directorio ejecutivo, la Argentina tendría acceso a u$s5400 millones“.

El ahora titular del organismo continua “elogiando” al Gobierno argentino “por sus continuos esfuerzos y la implementación firme de su programa de política económica”. Consignó Lipton que “las autoridades completaron todos sus objetivos fiscales, monetarios y de gasto social en el marco del programa respaldado por el FMI en el contexto de esta revisión”.

Dijo además que “las políticas económicas de la Argentina están dando resultados. Los mercados financieros se estabilizaron en mayo y junio.

Se espera que la inflación, aunque se mantenga en niveles altos, continúe cayendo en los próximos meses. La posición fiscal y externa sigue mejorando. También hay indicios de que la situación económica está mejorando en el segundo trimestre”, siguió indicando el comunicado que es una breve síntesis de la revisión técnica que se conocerá de manera completa una vez que el directorio analice el caso argentino. Al respecto, se informó que hoy se llevará a cabo la reunión de directorio, paso necesario para obtener el desembolso de los fondos.

Los u$s5.400 millones se suman al préstamo otorgado por el organismo hace un año por un total de u$s57.000 millones. Aún quedan tres envios más para cerrar el stand by. El FMI ya había liberado el primer desembolso del año en abril pasado, autorizando el giro de unos u$s10.800 millones. Con el desembolso pactado para la semana próxima, el FMI habrá enviado ya al país desde junio del año pasado, unos u$s44.600 millones. Restarían para completar el acuerdo unos u$s12.700 millones que, si se aprueban las futuras revisiones, ingresarían antes de fin de año, completando los u$s57.300 millones del total del stand by firmado con el organismo en 2018.

El desagregado incluyó unos u$s15.000 millones en junio de 2018, u$s5.031 millones en octubre y u$s7.619 en diciembre de ese año. En lo que va de 2019 fueron girados u$s10.870 millones en abril. En teoría, aun utilizando los u$s9.000 millones pactados con el FMI para contener el dólar, al Gobierno le sobraría el dinero para cerrar sus obligaciones financieras hasta el primer semestre del próximo año. Será tarea de la futura gestión renegociar, o no, el acuerdo firmado en junio pasado (ampliado y modificado en septiembre de 2018), para eventualmente conseguir otros u$s10.000 millones y cerrar todo 2020.

El Gobierno deberá esperar ahora que desde el FMI se programe la próxima misión pactada con el organismo para la revisión del tercer trimestre de 2019. Se estima que la visita de Roberto Cardarelli y el grupo que fiscaliza habitualmente el caso argentino llegará al país en la segunda quincena de agosto. Será la primera de las misiones que tendrán como jefe máximo al actual responsable interino del FMI, David Lipton. El economista norteamericano había sido hasta abril de este año, enemigo de liberar los u$s6.000 millones para contener eventuales corridas contra el dólar. Sin embargo no tuvo reparos en aprobar las metas del segundo trimestre.

Fuente: Ámbito.

Anuncios