Homicidio de Wasyluk: Pigerl pidió exhibir fotos del cuerpo torturado durante el juicio

Se fijó una audiencia para exhibir las 103 fotos, en especial las de la autopsia, a fin de que las partes y demás puedan hacer las observaciones del caso.  

Comenzó esta semana el juicio por el asesinato de Hugo Wasyluk ocurrido hace 10 años, en abril de 2011 y tiene a 13 policías imputados por “tortura seguida de muerte, omisión de denuncia e incumplimiento de los deberes de funcionario público”. Debido a la cantidad de testigos (más de 40) y presentes, el debate oral se lleva a cabo en el salón del Oberá Tenis Club.

De los treces policías imputados, cinco de ellos todavía trabajando en la fuerza: Pedro De Mattos, Carlos Antonio Gómez, Ricardo Javier Rodríguez, Jorge Antonio Heijo, Wilson Ricardo González, Miguel Ángel Espíndola, Hugo Ariel Basaraba, Carlos Ariel Lentini, Roxana Andrea Harasimezuk, Alejandro Fabián Núñez, Luis Alberto Silva, Gustavo Javier Fontana y José Orlando Morales.

Mattos, Gómez y Rodríguez están acusados de ”tortura seguida de muerte” y podrían recibir prisión perpetua. Hay dos policías que están acusados de “omisión de denuncia” y los ocho restantes por “incumplimiento de los deberes de funcionario público”.

El abogado Rafael Pereyra Pigerl, querellante en representación de la esposa y el hijo de Hugo Wasyluk, solicitó al Tribunal que durante el juicio, se exhiban las fotos del cuerpo de la víctima, tanto de la autopsia como las tomadas por la División Criminalística de la UR-II en la celda, donde se observan las laceraciones de las torturas que padeció en la comisaría de Villa Bonita y la Seccional Primera.

Pigerl sostiene que es necesario exponer esas imágenes para que los presentes dimensionen la gravedad de los hechos. 

Además, el letrado pidió que sean aceptados como Amicus Curiae el Comité Nacional para la Prevención de la Tortura y la Comisión Provincial de Prevención de la Tortura.

 

Por su parte, el abogado Javier Millán Barredo, patrocinante de Espíndola, Basaraba, Lentini, Harasimezuk, Nuñez, Silva, Fontana y Morales planteó que ya en la etapa de instrucción se había resuelto la “falta de mérito” por la acusación del delito de “abandono de persona seguido de muerte” porque los acusados “confiaron” en lo que decía el certificado médico, calificando de incongruente la imputación, dado que desconocían la gravedad de la situación física de Wasyluk. Además mencionó que el médico José Morales, quien fue acusado de firmar un certificado médico falso e “incumplir los deberes de funcionario público”., fue sobreseído ya que “No es posible entonces que, si un certificado no es falso, entonces es verdadero. La incongruencia es obvia”. También señaló la prescripción contra Morales.




Por último, Estela Salguero, defensora de Pedro de Mattos, pidió declarar incompatibilidad de la función de Pereyra Pigerl como querellante, por ser diputado provincial lo que le impide ser patrocinante contra el Estado, aunque es querellante penal y no civil. Esto fue finalmente rechazado por el Tribunal Penal Uno.