Pigerl presentó un proyecto para modificar el Código Procesal Penal de Misiones

En Mayo del 2020, el diputado Rafael Pereyra Pigerl presentó el Proyecto de Resolución Expte D 53883/20, con el acompañamiento de las colegas abogadas del Bloque del Frente Renovador para la creación de la comisión especial para el  estudio y redacción del anteproyecto de modificación de la Ley XIV N°13 – Código Procesal Penal de la Provincia de Misiones, tal como lo hicieron en otras Provincias.

La Comisión Especial creada por la presente estará integrada por nueve (9) miembros de forma que los sectores políticos estén representados en la misma proporcionalidad que en el seno de la Cámara de Representantes.

La Comisión Especial tiene las siguientes facultades:
1) estudiar, analizar y redactar un anteproyecto de ley que incorpore el sistema acusatorio penal;
2) convocar a magistrados y funcionarios del Poder Judicial, funcionarios del Poder Ejecutivo, universidades que formen abogados, académicos, especialistas en la materia y colegios profesionales, organizaciones y asociaciones involucradas en la cuestión, a fin de que realicen aportes y sugerencias;
3) solicitar informes o datos necesarios, conforme al artículo 60 del Reglamento de la Cámara de Representantes;
4) organizar charlas, foros y seminarios destinados a informar a la comunidad sobre la temática.

“También en la referida reforma a la norma adjetiva, se podrían introducir, distintos Proyectos de Ley que hube de presentar en estos años, como la limitación de la prisión preventiva “Expte Nro 52546/19”, Mediación Penal Expte 53661/20, Amico Cureae “Expte 55462/20, como el Instituto de Sentencia de fácil compresión o fácil lectura – como requisito de la sentencia penal y los interlocutorios – como prisión preventiva, etc. D-50247/18. Las dos últimas ya estuvieron en Estudio en comisión con iniciativas similares del Ing Carlos Rovira. También analizar la creación de Juzgados de Ejecución de Sentencia Expte 55245/20 o Juzgados y Fiscalías de Instrucción Penal en Violencia de Género Expte D-56531/21. Estos dos Proyectos, con el fin de ir analizando en conjunto una reforma integral y moderna”, explicó el legislador sobre las iniciativas parlamentarias que viene presentando. 

FUNDAMENTOS


El presente proyecto propone la creación de una Comisión Especial cuyo objeto es estudiar y elaborar un anteproyecto de reforma del Código Procesal Penal, basado en el sistema acusatorio, trabajo que necesita de un análisis profundo y que sea consensuado por los diferentes sectores involucrados, pues es un cambio radical en la forma de impartir la justicia penal.
La publicación “El nuevo Código Procesal Penal de la Nación: los cambios y los principales desafíos que se avecinan” de Álvarez, Javier T. diciembre de 2014, quien es Abogado, UBA. Especialista en Derecho Penal, UTDT. Profesor de Elementos de Derecho Penal y Procesal Penal, cátedra del Dr. Raúl E. Zaffaroni, UBA. Profesor adjunto de Derecho Penal I y de Derecho Procesal Penal, UAI. Profesor titular de Derecho Penal I y de Delitos Sexuales, UP. Profesor de Sistemas Penitenciarios Comparados, UNLZ; nos explica las diferencias entre el sistema inquisitivo -vigente en nuestra provincia y el acusatorio -adoptado por la Nación y varias provincias argentinas.
Este autor sostiene que: “Con la sanción del nuevo código de rito, el sistema procesal federal argentino ha abandonado definitivamente el modelo procesal de corte inquisitivo que, pese a las reformas del año 90 al incorporar la oralidad y adaptarse a un sistema mixto, seguía vigente en nuestro país.
En el modelo de corte inquisitivo el rol del juzgador se confunde con el de investigar, siendo que ambas tareas pueden ser realizadas por una misma persona. Así, el juez asume un rol de parte en el proceso pues investiga, instruye, persigue y, al mismo tiempo, valora la prueba y
decide sobre la cuestión.
En cambio, en el modelo de corte acusatorio el rol del juzgador es netamente el de valorar la prueba traída por las partes (acusador y acusado) decidiendo sobre la misma, pero no participa en su recolección. Se mantiene fuera de la contienda observándola, pero no participando de
ella, a los fines de su juzgamiento.
En un proceso de características inquisitivas la averiguación de la verdad histórica como objetivo principal del mismo impone que, para cumplir dicha meta, pueda utilizarse cualquier medio. Es objetivo del juzgador averiguar la verdad por lo que puede intervenir en el proceso
frente a la inactividad de las partes del mismo. De allí surge la facultad del juzgador de poder interrogar al imputado, ordenar elementos probatorios o interrogar testigos aun sin el requerimiento de ninguna de las partes. En este sentido, en un proceso de base acusatoria la búsqueda de la verdad no será por cualquier medio, sino por el que las partes proponen, el juzgador controlará la realización de las mismas pero su límite será impuesto por la acusación, vale decir, que no puede decidir más allá de lo que las partes proponen. El juzgador no puede por sí solo ordenar medidas de prueba, interrogar al imputado ni a los testigos propuestos, solo se limita a juzgar la contienda de las partes.
Por su parte, el acusatorio es un proceso contradictorio, de contienda de partes, por lo que el acusador y el acusado se tornan en protagonistas del mismo”
Por las características distintas entre el sistema vigente y el que propongo sea considerado en estudio y adoptado en la provincia, creo necesario la creación de la comisión especial para que en consideración pública de los sectores de la comunidad surja un anteproyecto de reforma del Código Procesal Penal después de oídas a las partes involucradas como magistrados y funcionarios, catedráticos, Colegio de Abogados, Ministro de Gobierno, Jefe de la Policía e instituciones académicas, entre otros.