Cafiero: “Éste es el año en que la Argentina va a volver a crecer”

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, aseguróque «éste es el año en que la Argentina va a volver a crecer», y reafirmó que el «compromiso» del Frente de Todos «es insistir con un modelo de producción y de empleo y con salarios que le ganen a los precios».

«Este es el año en que la Argentina va a volver a crecer», dijo Cafiero, entrevistado por las radios AM530 y Con Vos, tras repasar que el país lleva «tres años sin crecer y de recesión profunda» y, en ese período, «un año en pandemia».

En paralelo, sostuvo que el «compromiso» del presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner fue «insistir en un modelo de producción y empleo, con salarios que le ganen a los precios», lo que requiere que «los haberes le ganen a la inflación».

En ese complejo contexto, Cafiero analizó que la «discusión es básicamente» cómo se resuelve la disputa sobre «cuál es el valor que se le asigna al salario en un momento de recomposición» que encara el Gobierno en el que es necesario «abandonar el modelo de especulación financiera para ir hacia un modelo de producción».

En ese marco, recordó que el actual es el «único Gobierno» que aplicó la Ley de Abastecimiento» sobre las empresas que estaban «actuando de un modo abusivo en la formación de precios». El jefe de ministros agregó al panorama de la Argentina la «recuperación de la actividad industrial y de la construcción», en muchos casos «vinculada a la política de obras públicas» que lleva adelante el Gobierno.

«Hicimos un despliegue muy fuerte para el sostenimiento del empleo el año pasado y eso se trasladó a la actividad productiva que se está repercutiendo positivamente», dijo y detalló que se están construyendo en la actualidad «más de 1.500 obras». «Hay un cambio de paradigma», completó el jefe de ministros respecto a lo que representan las obras públicas como motor de la recuperación económica para el Gobierno.

Respecto a la actualización de haberes, dijo que deben regirse por «el año paritario» y «no de calendario» para poder evaluar «si los salarios le ganan a la inflación»

Acerca de los precios, admitió que «obviamente hay tensiones» y «el Estado tiene que arbitrar con programas específicos» por un lado, y por otro, «sancionando a las empresas» que incumplen «con la Ley de Abastecimiento».

Acerca de la carne, dijo que «no es razonable» que haya subido «en promedio el 70%» y dijo que por ese motivo se decidió cerrar las exportaciones mientras están en «negociación con cadena cárnica y el sector exportador», a la vez que «fueron sancionados frigoríficos fuera de regla».

Respecto a la inflación, Cafiero señaló que «en los primeros cuatro meses del año fue muy elevada» y que en la actualidad tienen la «expectativa» de que empiece a bajar».

«Hubo dos años de ajustes y tarifazos con (el expresidente Mauricio) Macri y uno de pandemia».

Pandemia
Por último, acerca de las medidas en el marco de la pandemia por coronavirus, aclaró que «no es correcto hablar de flexibilización» en las medidas, sino que hay un semáforo epidemiológico» que indica si bajan o suben los contagios, un método de referencia que está incluido en la ley Emergencia Covid que ya cuenta con media sanción del Senado y con dictamen favorable en Diputados.

En sintonía, apuntó que «en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) los números indican que estarían con una tendencia a la baja sostenida y eso la saca de alarma epidemiológica».

«Pasar de una fase a otra permite reanudar actividades, pero no flexibilizar controles ni cuidados», advirtió Cafiero al repasar las medidas de cuidado vigentes.

En ese marco, consideró que «la Ciudad de Buenos Aires aunque sostuvo en el último tiempo una baja en la cantidad de casos», no se sabe «cuánto le falta para pasar de alarma epidemiológica a alto riesgo».

Cafiero, en ese aspecto, fue crítico del jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta y expresó que tiene «un doble estándar» para evaluar cuándo se aplican las medidas y cuándo no, y dijo que «no es un Estado de derecho» lo que garantiza con esa dualidad sino «un error».