Argentina estuvo entre los 6 países con mayor PBI del mundo hace un siglo

23 de marzo. Una fecha que pasa desapercibida en las efemérides, a pesar de ser el aniversario de la desaparición física de uno de los presidentes más importantes que tuvo la Argentina. Me refiero al ilustre Marcelo Torcuato de Alvear. Un hombre que se caracterizó por su profundo espíritu democrático y republicano. Durante su presidencia (1922-1928), el país vivió uno de sus momentos más brillantes. En el plano económico estábamos ubicados en el sexto lugar en el mundo por ingreso per capita. Miles de inmigrantes venían a la Argentina por ser una tierra de oportunidades. Se necesitarían muchas páginas para detallar el desarrollo que se vivió en todos los aspectos. Pero la figura de Alvear fue cuestionada y lo que es peor, la ocultaron maliciosamente por el hecho de pertenecer a una familia aristocrática ; pero también porque les resulta difícil competir con los logros de su gobierno. Incluso los mismos radicales se dejaron llevar por los prejuicios impuestos por los populistas y por ciertos historiadores revisionistas, en especial los radicales resentidos que abandonaron el partido para fundar “Forja”. Hoy día los radicales ignoran a Alvear, ya sea por prejuicios o simplemente por desconocer la verdadera historia, cuando en realidad deberían estar orgullosos de ese gran argentino.

 

Por Nicolas Eugenio Aguilar