Fernández: “Les pido a los que voten a Macri que me ayuden a encaminar el país”

BAHÍA BLANCA. Un día después de participar en el debate presidencial, donde se cruzó con Mauricio Macri durante el intercambio de ideas, pero también detrás del escenario, Alberto Fernández mostró su preocupación por la situación económica que heredará el 10 de diciembre en caso de ganar las elecciones del 27 de octubre.

Yo quisiera que si a Macri el resultado le es adverso, no se enoje como lo hizo la última vez. Que no maltrate a los argentinos, que no libere el dólar, como sostiene una causa judicial, que lo tome con tranquilidad porque es el juego de la democracia”, apuntó.

Lo único que pasará en la Argentina es que cambiará un gobierno. Institucionalmente no debería ser más que eso. De mi parte pondré toda la tranquilidad para que así ocurra por el bien de los argentinos”, continuó en conferencia de prensa desde Bahía Blanca.

Sin embargo, luego afirmó desconocer “qué país dejará” Macri el 10 de diciembre, en caso de no imponerse en las elecciones, por la venta de reservas para controlar el dólar: “No sé cuántas reservas quedarán ni si pondrán contener una inflación que se le fue de las mano”.

Por eso, aunque confía en imponerse en las generales del próximo domingo, descuenta que los resultados mostrarán una polarización en la sociedad. Entonces, planteó: “Les pido a quienes voten a Macri que me ayuden a encaminar la Argentina, con su pensamiento, pero que ayuden a la empresa común de levantar el país, porque la grieta nos dañó muchísimo”.

Finalmente, pensando sobre su hipotético gobierno, prometió: “La educación es prioridad porque el conocimiento es el futuro. La educación pública fue lo que hizo diferente a la Argentina del resto de América Latina”.

“Erradicar el hambre no debería ser decisión de un presidente o de un gobierno sino una suerte de épica social donde todos pongamos lo que hay que poner. Solo hay que cruzar la avenida General Paz para darse cuenta de que el problema está ahí nomás”, concluyó.