Municipales rechazaron propuesta de un bono de $2.500 en dos partes: “no nos interesa que le bajó la coparticipación”

OBERÁ. Víctor Paredes, secretario general de ATE, sede local, se refirió a la oferta salarial que hizo el municipio y fue rechazada de plano por los empleados agremiados en ese sindicato.

“No interesa que a la municipalidad le bajó la coparticipación, ¿cómo vos le explicás eso a la gente?” se preguntó, afirmando que “Si la gente te refregan en la cara su recibo de sueldo y te dicen me quedé sin luz, sin agua, no puedo pagar, ahora aumenta el gas, el combustible, qué culpa tenemos nosotros que el dólar se disparó, ahora van a aumentar todas las cosas de vuelta, todos los años venimos perdiendo un 15, 20 % y no estamos discutiendo un aumento salarial, simplemente una recomposición salarial”, dijo en declaraciones a La Radio.

“Vamos a tratar de hablar con ellos (el ejecutivo municipal) lo antes posible para que mejoren esa propuesta”, señaló.
El dirigente sindical precisó que el jueves se hizo el pedido para hablar con el intendente, tras una asamblea, donde se decidió rechazar el bono de 2500 en dos cuotas. Los empleados reclaman que el incremento vaya al básico y sea de un 15%.

“Queremos algo seguro, firmado en papel” aseguró y agregó “el bono es pan para hoy y hambre para mañana, no vamos a aceptar nada que no sea blanqueado”.