Da Cruz, Bustos, Urrutia y el “Indio” Mantilla son los nuevos campeones de la temporada 2018 del Misionero de Pista

OBERA. El Campeonato Misionero de Automovilismo en Pista que fiscaliza la FeMAD disputó la octava y última en el Autódromo Ciudad de Oberá en un fin de semana esplendido donde los nuevos campeones son Nazareno Da Cruz en Copa Fiat 1.4, Facundo Bustos en el TP Clase 1, Juan Pablo Urrutia en el TP Clase 2 y Carlos Mantilla en el TC4000 Misionero.
Los ganadores en la Copa Fiat 1.4, Raúl Huta y José Luis De Lima, en el TP Clase 1 fue doblete del campeón Facundo Bustos, en el TP Clase 2 los triunfos de Carlos Miguez y el subcampeón Luciano Viana y en el TC4000 Misionero fue de Alfredo Wiebel (Chevrolet) y Marcelo Kuchaski (Chevrolet 400).
Todo se coronará en el Centro de Conocimiento el próximo 14 de diciembre en la gran cena de cierre de la temporada 2018 con campeones y destacados del automovilismo misionero.

Así fueron las carreras
En la Copa Fiat 1.4, Raúl Huta hizo todo perfecto en la primera carrera sumando el máximo de puntos pero Nazareno Da Cruz no fue menos y fue avanzando en los puestos de vanguardia con un auto de gran ritmo. Da Cruz fue sereno y se mantuvo en pista en el segundo lugar y pesar de que Huta lideraba, el festejo por el campeonato se llevó Nazareno Da Cruz en su primer título en la especialidad.

En el TP Clase 1, a pesar de que Facundo Bustos no arrancó desde la primera fila, el ritmo que impuso el apostoleño fue demoledor y inteligente para buscar en el momento justo los primeros lugares. Luego del reinicio de la competencia a posterior de un auto de seguridad, Bustos pasó a la punta superando a Kleibert. Aunque Santi Mantilla fue a buscarlo no pudo y el “Facu” festejó y sacó una ventaja casi inalcanzable en el puntaje.

En el TP Clase 2, la victoria fue para Carlos Miguez. El Negro se hizo fuerte de local, mientras que el líder del campeonato pudo sumar puntos importantes quedándose con ese segundo lugar. Mientras que el otro candidato, Luciano Viana terminó tercero dejando todo a definir en ese última carrera del día.

En el TC4000 Misionero Carlos Cabral era quien dominaba desde los primeros metros, por su parte, Kuchaski avanzaba tratando de descontar al puntero del campeonato Mantilla que no venìa en los primeros lugares. Luego de la mitad de competencia, Wiebel lo pasa a Cabral en la punta pero después todo se para con auto de seguridad, esto hace que se junten y se saquen diferencias en pista.
Alfredo Wiebel regulo la última parte de la carrera para cerrar con la victoria con su Chevrolet.

En la segunda carrera de la Copa Fiat 1.4 tras la definición del campeón, José Luis De Lima fue el vencedor. El piloto de Alem en su vuelta pudo festejar en lo más alto. Fue segundo Raúl Huta y tercero Marcelo Smichowski. El flamante campeón, Naza Da Cruz tuvo algunos inconvenientes, de todos modos no opacò su título.

En el TP Clase 1, Facundo Bustos fue a cerrar su primer título en el Campeonato Misionero de Automovilismo, después de una ventaja tranquilizadora luego de la primera competencia dejó todo a su merced. El apostoleño largó de la mejor manera y con un ritmo veloz se escapo en la punta. Bustos fue el campeón, su primer titulo en autos tras ser campeón del Karting Misionero 2017.

En el TP Clase 2, Luciano Viana dio todo pensando en obtener el bi- campeonato desde las primeras vueltas liderando la competencia escoltado por Juan Pablo Urrutia. Detrás, el Negro Miguez en ese tercer lugar expectante pero todo estaba centrado en que a Urrutia ya le alcanzaba para gritar “Campeón”.

En el TC4000 Misionero, fue una final de película porque Kuchaski rápidamente pasó a la punta para liderar la carrera mientras que el Indio Mantilla en el puesto noveno tratando de progresar y sumar unas unidades más para asegurar. La carrera se vivía a pleno en los boxes con la calculadora en mano y las comunicaciones de los equipos con sus pilotos. Luego de la mitad de competencia, recién ahí el Chevrolet 400 de Mantilla pudo avanzar e inclusive estar entre los primeros cinco para asegurar su nuevo título.
En la punta, Marcelo Kuchaski hizo lo suyo completando los puntos que necesitaba, mientras que Mantilla terminó cuarto para comenzar y le alcanzó para desatar la algarabía “verde” de su equipo para festejar su bi campeonato.