7,3%: La inflación en el NEA fue más alta en septiembre

NEA. La inflación en septiembre fue la más alta del año al anotar un 6,5 por ciento, la segunda marca más elevada de la era del macrismo, y acumula un alza en lo que va del año de 32,4 por ciento. La región más afectada fue el Nordeste, donde se registró un 7,3 por ciento.

De acuerdo con publicaciones nacionales, los analistas habían anticipado un número de esta magnitud por la fuerte suba del dólar en agosto (de $28,03 a $38) y septiembre (de $38 a $41,89).

Desde fines de septiembre, tras la renuncia de Luis Caputo a la presidencia del Banco Central y con la aplicación del nuevo programa monetario de Guido Sandleris, el tipo de cambio cayó $4,90 acotando el alza del dólar al 97% en lo que va del año, pero al término de septiembre la moneda estadounidense había trepado 121%.

Por esta razón, los economistas no descartan que la inflación continúe por arriba del 4% en octubre, pese a que la tasa de referencia se ubique en valores superiores al 70% nominal anual.

En la comparación con septiembre de 2017, el INDEC informó que la inflación alcanzó el 40,5%. Por ende, incluso con una caída de la inflación en el cuarto trimestre a la zona del 3% mensual promedio -del actual 4,48%- deja a la inflación de todo 2018 con un piso del 47% anual, más de 22 puntos por encima de la marca del año pasado.

De esta manera, 2018 se convertiría en el año con la inflación interanual más alta desde el 84% de 1991. En 2002, la inflación había llegado a ser del 40,9%, seguida por la marca de 2016 del 36,6% (de acuerdo al Banco Central o 40,7% de acuerdo al IPC Congreso).

Por su parte, la inflación núcleo sí fue la más alta de toda la era Macri al anotar un 7,6% mensual. En tanto que los precios regulados saltaron 4,7% y los estacionales se incrementaron 4%.

Las zonas más golpeadas por el alza generalizada de precios fueron el Noreste (7,3%), Cuyo (6,8%), la Patagonia y el Gran Buenos Aires (6,6%). Mientras que las marcas más bajas se registraron en el Noroeste (6%) y la región Pampeana (6,3%).

Los incrementos más destacados se dieron en los capítulos Transporte (10,4%), Prendas de vestir y calzado (9,8%), Equipamiento y mantenimiento del hogar (9,7%), Otros bienes y servicios (7,9%) y Alimentos y bebidas no alcohólicas (7%).

El último ítem se mantiene como el componente de mayor incidencia en el Índice de Precios al Consumidor (IPC) en lo que va del año y es el gran responsable de la caída del consumo. De hecho, los alimentos subieron 35,8% en lo que va del año, 3,2 puntos porcentuales por encima del nivel general del IPC.