Los empleados de comercio cerraron su paritaria con un aumento salarial de 59,5%

El acuerdo regirá entre abril de 2022 y marzo de 2023. Prevé siete aumentos escalonados, que totalizarán un ajuste que va en línea con la inflación. El gremio dijo que hay posibilidades de revisar la cifra si los precios se disparan.
Uno de los principales gremios del país, el de Comercio, cerró finalmente su paritaria para el período que va de abril de 2022 a marzo de 2023.

En total, los trabajadores conducidos por Armando Cavallieri lograron un incremento de 59,5%, que va en línea con los pronósticos de inflación para este año e, incluso, supera a las proyecciones para los próximos 12 meses.

La suba se hará en siete tramos, de acuerdo al siguiente esquema:

Se otorgará un aumento de 6% en abril.
Otro 6% en mayo.
Los salarios subirán un 6% en junio.
Habrá un ajuste de 10% en agosto.
Una nueva suba de 10% llegará en septiembre.
Hacia noviembre, las remuneraciones sumarán otro 11%.
La paritaria se cierra con un alza de 10,5% en enero 2023.
El acuerdo fue rubricado en el Ministerio de Trabajo por el Secretario General de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios, Armando Cavallieri, representantes de la junto a la Cámara Argentina de Comercio (CAC), la Confederación de la Mediana Empresa (CAME) y la Unión de Entidades Comerciales (Udeca). El titular de la cartera laboral, Claudio Moroni, participó de la reunión.

A partir del acuerdo, el salario básico del convenio de Comercio pasará de la zona de los $90.000 a los $139.000.

“Hemos logrado este acuerdo que contempla el impacto de la aceleración de los precios de los primeros meses, y contamos con el compromiso de las cámaras de abrir nuevas revisiones para que el salario de los trabajadores no pierda poder adquisitivo frente al incremento de la inflación”, dijo Cavalieri luego de firmar el convenio.

Reapertura, acuerdo y reclamos pendientes
A principios de año, el gremio había presionado para reabrir la paritaria 2021-2022 ante la disparada de los precios. En consecuencia, había logrado un incremento adicional para el período que iba desde febrero hasta abril de este año, con el fin de mitigar el efecto de la inflación sobre los salarios.

Dentro de los acuerdos que se firmaron en las últimas semanas, luego del llamado del Ministerio de Trabajo a reabrir o adelantar la discusión paritaria, Comercio obtuvo este jueves el mayor incremento.

La Bancaria también demanda un aumento de 60%, que las entidades financieras no están dispuestas a convalidar, lo que derivó en la convocatoria a un paro de ese gremio para el próximo jueves 28 de abril.

A comienzos de abril, el Ministerio de Trabajo llamó a discutir la paritaria a una veintena de sindicatos y patronales. Algunas de ellas ya cerraron los nuevos aumentos, pero otras quedan pendientes.

Entre ellas: construcción, camioneros, sanidad, gastronómicos, seguridad, maestranza; pasteleros, alimentación, textiles, televisión; mecánicos (rama talleres de refacción), aguas gaseosas, químicos, molineros y viajantes.

Como los bancarios, Camioneros ya anticipó su pedido. El sindicato de Pablo Moyano pretende una recomposición salarial y un bono de $20.000 sobre el sueldo básico, lo que daría como resultado un aumento de 85%.