Aseguran que los salarios promedios en argentina rondan los US$500

La inflación y el avance del tipo de cambio hicieron estragos en los ingresos de los argentinos. Se “perdieron” casi 20 años si se miden en moneda dura.
Casi 20 años de retroceso en materia salarial. Eso es lo que pasó con los sueldos de los argentinos si se los mide en dólares. Al tipo de cambio libre, el sueldo promedio bruto es de US$461, el mismo nivel que en 2003.
Es el dato del economista Nery Persichini, quien tomó la cotización del contado con liquidación (CCL) para hacer el cálculo y la comparación. Usó datos de la remuneración imponible promedio de los trabajadores estables (Ripte), que tiene en cuenta los salarios brutos de los trabajadores formales.
En otras palabras, si el salario fuera neto (“de bolsillo”, después de impuestos), el número sería incluso menor.
En este momento, de todos modos, los salarios en dólares están en los niveles más bajos de los últimos siete mandatos, excepto por la salida de la convertibilidad.


La convertibilidad, el máximo para los salarios
Durante la convertibilidad, momento en el que comienza la serie de Persichini, el salario en dólares arañaba los US$1750, un máximo de las últimas décadas.
En 2002, a la salida del “uno a uno”, el sueldo promedio apenas alcanzaba los US$320.
El segundo máximo en la serie se dio en noviembre de 2017, cuando alcanzó los US$1689.
Unos meses después, la Argentina tuvo una crisis cambiaria y la inflación se disparó. Antes de las PASO de 2019, ese mismo salario era de US$1065.
La inflación y el avance del tipo de cambio hicieron estragos desde aquel momento. Desde fines de 2001 hasta el último dato disponible a fines de 2021, se perdieron US$619.
El economista hizo otras comparaciones para entender a qué equivale este sueldo medido en dólares.
Los US$461 equivalen al 32% del máximo nivel del segundo gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y al 27% del máximo del gobierno de Mauricio Macri. Además, es el 26% del máximo de la convertibilidad. “El poder de compra, destruido”, sintetizó Persichini.
Los que ganan $75.000 pertenecen al 20% de mayores ingresos del país
Un informe oficial da cuenta de la destrucción de los ingresos. Según la Evolución de la distribución del ingreso del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) para el tercer trimestre de 2021, los últimos datos disponibles, si alguien cobrara más de $51.594, gana más que la media en el país.
Además, si alguien ganaba más de $75.000 “en mano” está dentro del 20% de mayores ingresos de la sociedad argentina. Para entrar en el 10% “más rico” había que ganar más de $100.000.
Además, los salarios pierden contra la inflación hace 44 meses consecutivos. En otras palabras, hace casi cuatro años que los sueldos no le ganan al nivel general de los precios.