LLAMADO A LA SOLIDARIDAD: SE NECESITA UNA BRÚJULA PARA LA RENOVADORA “MAGGIE” SOLARI

Magdalena Solari Quintana, apodada “Maggie”, impulsó la media sanción de un proyecto para que se declare “El Día Nacional del Kimchi”, un plato típico de la gastronomía coreana. La senadora renovadora debe encontrar urgente la orientación necesaria para salir del termo en el que vive.
El miércoles 6 de octubre el senado nacional volvió a sesionar de modo presencial tras un año y medio de virtualidad. Y en medio de una crisis fenomenal usó el tiempo para tratar un proyecto de ley de la senadora “misionerista” a favor de declarar cada 22 de noviembre como el “Día Nacional del Kimchi”. El proyecto fue aprobado por los 47 senadores presentes (47 de 72). Lo que vino después fue obvio: indignación, críticas y burlas ante el desempeño de quiénes cobran casi trescientas “lucas” mensuales que salen de los impuestos que paga el resto de la gente.
Cada uno de los 24 distritos del país elige tres senadores nacionales. Y cada terceto representa a cada una de las provincias. Y Magdalena Solari, abogada de profesión y senadora electa en 2017, representa a una en la que falta de todo.
La palabra “prioridad” proviene del latín “prioritas” y quiere decir “cualidad de anterior o primero”. Ergo, para 47 senadores la necesidad de que la comunidad coreana tenga su día nacional del kimchi estuvo primero que cualquier otra cosa que se les pudiera ocurrir en un país que tiene a cuatro de cada diez habitantes y a uno de cada dos menores de edad en situación de pobreza.
La senadora renovadora podría extender su plausible interés por diversos aspectos de la cultura asiática. Ya hizo algo por la comunidad coreana. Ahora debería hablar con representantes de la comunidad china y pedirles una brújula.
La inventaron ellos…
Walter Anestiades