Atraparon a un policía misionero involucrado en el contrabando de celulares por 8 millones de pesos

El policía federal misionero Emanuel De Concepción fue descubierto en Entre Ríos con componentes de celulares valuados en más de 8 millones de pesos.



La Policía Federal Argentina (PFA) determinó pasar a servicio pasivo al cabo Emanuel De Concepción, joven con apenas 4 años de servicio, luego de que lo atraparan en Entre Ríos con un millonario cargamento de contrabando.



Según consta en la orden del día viernes 29 de enero, la fuerza se fundamenta en el artículo 49, inciso C, de la ley 21.965, para pasar al agente a servicio pasivo, hasta tanto se resuelva la causa judicial que ahora afronta el efectivo, que prestaba servicio en la Unidad Operativa de Posadas.

Millonario contrabando
El policía federal misionero Emanuel De Concepción fue atrapado con un cargamento ilegal de componentes para teléfonos celulares durante un control de rutina de la policía de Entre Ríos, sobre la ruta nacional 12, el último jueves.

Allí, los uniformados de la Dirección de Prevención y Seguridad Vial de la Policía de Entre Ríos, ubicados en el Puesto Caminero Paso Telégrafo, departamento de La Paz, comenzaron a desbaratar las intenciones delictivas del policía federal, un misionero oriundo de Bernardo de Irigoyen.



Acompañado por dos mujeres -una de ellas la titular de la camioneta utilizada para el ilícito-, De Concepción no dudó en presentarse como un Policía Federal y les mostró su credencial a los camaradas entrerrianos, quienes habrían notado algún grado de nerviosismo en el conductor, por lo que decidieron profundizar la requisa al vehículo.

Durante la revisión exhaustiva, los policías de Entre Ríos se dieron cuenta que la camioneta tenía algunos compartimentos cargados con bultos extraños. Entonces, rápidamente dieron aviso a la Justicia Federal de aquella jurisdicción para habilitar una requisa a fondo y pidieron la colaboración de personal de la División Toxicología, en la presunción de que el cargamento escondido sería de drogas.

Con todos los paquetes del contrabando fuera del vehículo, se constató finalmente el traslado de 106 bultos que en su interior contenían: “826 módulos de teléfonos celulares, 80 pantallas touch, 105 placas de carga, 128 cámaras, 100 conectores y 50 flex, cuyo avalúo asciende a más de 8 millones de pesos”, según citó el sitio de noticias El Once.