Dos gobernadores irán a la Corte Suprema contra el decreto de Macri para congelar el precio del combustible

NEUQUÉN. La provincia de Neuquén acudirá a la Justicia Federal para frenar la decisión del Gobierno de Mauricio Macri de congelar el precio del petróleo en 59 dólares a un tipo de cambio de 45,19 pesos, según comunicaron en las últimas horas las autoridades provinciales. Por su lado, en Río Negro, el gobernador Alberto Weretilneck no descartó que su provincia tome una decisión similar. “Es casi seguro que acudiremos a la vía judicial”, señaló el mandatario a Clarín.

Entre ambas provincias perderán más de 1400 millones de pesos en concepto de regalías y otros impuestos vinculados a la industria.

El gobierno nacional ratificó su decisión, después de vertiginosas idas y vueltas, apelando a un Decreto de Necesidad y Urgencia.

Los neuquinos aseguran que perderán alrededor de 700 millones de pesos en los tres meses que se mantenga la medida causándole un grave perjuicio a las arcas de la provincia. Además denuncian que el cambio de reglas afectará las inversiones comprometidas en Vaca Muerta en el corto y mediano plazo. Las pérdidas de los rionegrinos, por este mismo ítem, superaran los 500 millones de pesos.

“El gobernador (Omar Gutiérrez) instruyó al Fiscal de Estado para presentar una demanda porque los recursos son de Neuquén y las regalías se cobran por el precio de venta que ahora Nación fijó arbitrariamente”, informó el ministro de Energía neuquino Alejandro Monteiro. Y agregó: “Esto afecta los ingresos de la provincia y de los municipios porque son recursos coparticipables y el gobierno nacional nos está robando la plata con esto”.

Monteiro participó de la reunión que convocó esta semana el ministro de Energía de la Nación, Gustavo Lopetegui, y a la que también asistieron los representantes de las petroleras y las provincias productoras. Según trascendió, Monteiro y sus colaboradores se levantaron del encuentro al entender que la posición del gobierno era inflexible.

“Con estas medidas no se van a poder a cubrir los costos de producción. Hoy estamos vendiendo el crudo en un 30% menos del valor al que lo hacíamos ayer. Claramente el impacto en Vaca Muerta será directo. No podemos seguir perforando a perdida”, indicó el CEO de Vista Oil & Gas, Gastón Remy a La Mañana.

El senador y principal referente de los trabajadores petroleros, Guillermo Pereyra también apuntó contra la medida. “Estamos muy tristes porque lo que se ha anunciado no es más que un tiro de gracia, que provocará que la actividad que desarrollamos en Vaca Muerta desaparezca. La provincia no va a permitir una intervención a la actividad hidrocarburífera”, dijo Pereyra en un comunicado.

“Se está interviniendo directamente sobre la actividad del no convencional, fijando un precio del barril de petróleo y un dólar a 45 pesos cuando el dólar real superó ampliamente los 60 pesos. Esta intervención no solo afecta a los trabajadores, también afecta las regalías de la provincia. Por eso, no lo podemos permitir”, concluyó.

Neuquén calculaba a fines del 2018 superar los 30.000 millones de pesos en regalías, mientras que su presupuesto anual provincial ronda los 105.000 millones.

“Nos parece muy importante que se establezcan medidas de alivio para el bolsillo de la gente, pero este costo no debe ser pagado solamente por las provincias. Con este congelamiento del precio de los combustibles ni Nación ni las empresas hacen ningún aporte, y todo el peso recae en las provincias productoras”, dijo el gobernador Weretilneck.

En el caso de la provincia de Río Negro las pérdidas por regalías llegan a los 510 millones de pesos por regalías y otros 102 millones de pesos por Ingresos Brutos. El presupuesto anual de la provincia se acerca a los 70.000 millones de pesos. En junio pasado, la provincia calculaba obtener 6200 millones de pesos en regalías.