Morales le dio a Cambiemos el primer triunfo del año

JUJUY. Al conocerse los primeros resultados del escrutinio de las elecciones en Jujuy se confirmó lo que se preveía antes de los comicios: una tendencia a favor de Gerardo Morales que, de esta manera, la da a Cambiemos el primer triunfo electoral del año.

Con el 13% de las mesas escrutados, los datos arrojaban que el candidato oficialista sacaba el 43% contra el 31% de Julio Ferreyra, candidato del Partido Justicialista. En tercer lugar aparece el candidato del Frente Juntos por Jujuy, el senador nacional Guillermo Snopek con el 11%.

“Es una gran alegría ratificar un rumbo, desafíos. Quiero agradecer al equipo. Gracias a mi familia, por aguantarme y acompañarme. No nos vamos a apartar de este camino. Vamos a reafirmar el estado de convivencia y respeto de los jujeños. Somos una gran provincia y un gran pueblo. No somos una provincia inviable. Somos una gran provincia y lo digo con los pies sobre la tierra”, fueron las primeras palabras de Morales.

Diputado provincial, funcionario de Fernando De la Rúa, senador y luego gobernador, Morales rompió en 2015 la hegemonía del Partido Justicialista (PJ) en Jujuy, que gobernó ininterrumpidamente entre 1983 y 2015, pero que había comenzado antes de la última dictadura cívico-militar.

El gobernador también se acordó durante su discurso del presidente de la Nación: “Quiero agradecerle a Mauricio Macri que sin su apoyo no hubiéramos podido generar hitos. Gracias por habernos acompañado. No hubo proyecto que le hayamos llevado con el que no haya estado de acuerdo. Macri es un jujeño más”.

El peronismo buscó sin éxito regresar al poder luego de cuatro años en el llano. Ir dividido a las urnas fue una verdadera complicación. Julio Ferreyra y Vicente Casas habían lanzado su fórmula en abril, pero luego se separaron y cada uno se presentó por su lado: Ferreyra, por el Frente Justicialista, y Casas, por Confiar. A las candidaturas de ellos se sumó la del senador Guillermo Snopek, que rompió con el histórico partido, e intentó sorprender por afuera.