Gaseosas de yerba en bares de Nueva York: ¿Misiones lejos de entrar en estos mercados?

MISIONES. La yerba mate llegó a muchos bares de Nueva York. Son muchos los puntos de Manhattan y Brooklyn en que se ha hecho famosa la bebida “White Label Yerba Mate Soda”, una gaseosa fabricada a base de yerba mate.

Sus creadores la describen como una bebida “deliciosa y refrescante” y además de tomarla sola, se puede hacer “un gran cóctel” con ella. Hay quienes le agregan vodka, tequila o ron, por ejemplo.

La Yerba Mate Soda “contiene ingredientes de la más alta calidad” y promete un “sabor único” y “diferente a cualquier cosa que hayas probado”. Además de yerba mate, la bebida contiene azúcar orgánico y ahwagandha, una hierba india con propiedades rejuvenecedoras que suele consumirse para el alivio del estrés y la claridad mental.

 

Respecto a la posibilidad de que Misiones se sume a estos mercados dándole valor agregado a la “yerba sin mate” como bebida refrescante que pueda venderse en el mundo donde la idea de una bombilla compartida causa rechazo; el dirigente de APAM y ex director suplente del INYM, Cristian Klingbeil, precisó a INFOBER que “el problema son las certificaciones, exigen que la yerba sea orgánica, libre de humo y eso son cinco años para conseguir la licencia (europea o americana) y pagar todos los años las certificaciones”.

Estas consisten en medir la calidad del suelo que debe estar totalmente libre de agrotóxicos y contaminantes, lo que también es difícil hoy día además libre de humo, cosa que casi ninguno tiene.

“La cooperativa Ruiz de Montoya hizo pero dejó porque no le cierran los números y a los grandes no les interesa, ya tienen su mercado y está cómodos”. Además indicó que los yerbales en Misiones son muy viejos y tantos años de precios deprimidos hizo que no se los renovara “el productor tenía que elegir entre comer o renovar el yerbal”. Esto deriva en muy bajo rendimiento por planta.

Según indicó Klingbeil, este año la sequía (casi no llueve y las hojas está quemadas) y los yerbales en Misiones que son muy antiguos están haciendo que falte yerba este año. “En nuestra zona hay molineros que están pagando el precio fijado y otros hasta por encima del precio para la canchada, creemos que ahora si, es una avivada de los secaderos pagar menos la hoja verde” y agregó respecto a la situación de Picada Libertad, la cooperativa más importante e histórica de Alem que está cerrada por no poder pagar la factura de energía, adeudando el salario de dos meses a sus empleados en la producción de té…”ahí hay una cuestión política, está metido el intendente Sartori, estuve en una de las manifestaciones y vi un cosa política” detallando la enorme importancia de la institución y la cantidad de inmuebles que estarían en disputa. Pero fuera de las cuestiones internas, mencionó que la cooperativa tiene una posibilidad con la yerba porque “hoy es fácil, falta yerba y los molineros están pagando, es fácil salir a vender yerba porque hoy te compran, los cheques se redujeron de 180 días a 90, está pagando más y compran lo que sea, se cree que para julio ya va a terminar la safra por como venimos desde el verano con la cosecha”.

Insistió en la necesidad de cupificar la producción porque esta situación de mejores pagos debido a la escases de materia prima es temporal, responde a una cuestión climática. “Pero si los productores empiezan a mejorar los yerbales, otra vez vamos a estar en la misma” refirió en cuanto a lo que la industria paga por el producto.

Como ya lo hemos dicho otra veces, no es una cuestión de precio fijado o no por el Estado (de lo que se agarran ciertos diputados demagogos), si no, lo que la industria está dispuesta a pagar, y como toda regla de mercado, cuando falta el producto, el valor de la materia sube, se desesperan porque podrían quedarse sin stock para el estacionamiento, de allí el reclamo insistente de APAM (Asociación de Productores Agrícolas de Misiones) de limitar las plantaciones para evitar sobreproducción y precios deprimidos. Sin embargo, la discusión se centra en regulación si o no (que nadie cumple, los elementos de control nunca sirvieron y la justicia tarda una eternidad en actuar sobre una denuncia de este tipo). También la eterna discusión del mercado consignatario (estado intermediario) que requiere un monto muy elevado y tanto Provincia como Nación no está dispuestos a ponerlo.

 

Por estos días cuando el productor no está en condiciones económica de renovar los yerbales, hablar de lo orgánico con toda la inversión que implica para luego darle valor agregado y convertirlo en una bebida consumible en Europa, USA o Asia, es muy difícil si no hay incentivo del Estado, y eso no existe en la actualidad.

No obstante, existen emprendimientos menores en cuanto a la yerba orgánica, a modo artesanal.  En 2014, un productor de Colonia Santo Domingo Savio, logró enviar contenedores de su yerba orgánica Kraus con destino a la ciudad austriaca de Graz, para recibir valor agregado bajo la marca”Makava”, bebida gasificada elaborada en base a yerba certificada bajo las rigurosas normativas del Comercio Justo. “Makava se abrió mercado entre las ciudades de Berlín, Berna, Zurich y Graz. La yerba libre de humo no contiene antroquinoma y es “pura hoja”, no contiene yerba soluble, concentrada, ni extracto de yerba.

Resultado de imagen para Makava

 

En Oberá, La Obereña es una de las pocas con chacra orgánica. Desde la empresa confirmaron a este medio que venden orgánica de kilo en arpillera y de medio en paquete a Rosario, Santa Fe, Buenos Aires pero se trata de una baja cantidad de kilos mensuales.
“Lo orgánico es certificado si o si lo demás es truchada para vender, tiene que tener logo de la certificadora” precisó Mario Bárbaro, uno de los propietarios en referencia a otras marcas que dicen ser orgánica por marcketing.