Denunció que su ex compañera de trabajo la atacó y le robó $20.000

Andrea L., de 52 años denunció en la Seccional Segunda de Oberá que el lunes 16 de agosto sufrió agresiones físicas por parte de su ex compañera de trabajo y amiga, Blanca S. La denunciante relató que la mesoterapeuta la agredió tras ser despedida y le sustrajo su comisión.

De acuerdo a lo que explicó la denunciante, ambas trabajaban juntas en una clínica médica, ubicada sobre la calle Rivadavia de Oberá, y ese lunes, Blanca se había quedado hasta tarde en el local para ayudarla con el trabajo.

“Es mesoterapeuta y yo le había dado un lugar para que trabaje, ella ya había trabajado para el doctor”, relató la mujer a La Voz de Misiones y contó: “Mientras estábamos juntas ese día, el doctor me mandó un audio y me pidió que no trabaje con Blanca, que trabaje sola, y todo eso ella escuchó”.

Después de haber colaborado con su amiga, Blanca “tuvo una cita, que aparentemente, aparte de que el doctor la echó y tuvo que sacar todas sus cosas del local, le fue mal y no sé si tomó algo”, sostuvo la denunciante y agregó: “Regresó muy exaltada y me empezó a gritar, después me exigió que le compre comida”.

Por ser feriado, la mujer no pudo localizar un lugar que le venda alimentos, motivo que le trasladó a su amiga y fue entonces que habrían comenzado las agresiones físicas.

“Me empieza a agarrar de los pelos, a gritar. Después me saca el teléfono para llamar al delivery, me cierra las puertas con llaves, me empieza a pegar, y de los pelos me arrastró al baño y me metió bajo la ducha hirviendo, para reducirme”, recordó Andrea el momento que le tocó vivir y que se agudizó más cuando “ella me empieza a pegar patadas”.

La mujer se detuvo y salió del baño para romper el módem de internet. La denunciante aprovechó el momento para escapar y, desde otra habitación, llamar a la Policía, detalló en entrevista con LVM.

“Enseguida llegaron patrullas de la Seccional Segunda, la Comisaría de la Mujer y la Seccional Primera. Me contuvieron y me asistieron. A todo eso mi amiga se fue antes de que la Policía llegue. Nunca demoraron ni sé si ya la citaron. Tampoco creo que vaya a recuperar mi dinero”.

La mujer sufrió varios hematomas tras la brutal golpiza, así como arañazos en el rostro, según constató luego el médico policial que la revisó.

Robo

Durante la jornada de trabajo, Andrea había hecho la división de las ganancias, que debía rendir a su jefe, y por otro lado, apartó su comisión del día.

“Separé la plata del doctor porque él iba a mandar a alguien a buscar. Lo hago delante de ella porque nunca me sustrajo un centavo. Puse mi comisión en un sobre, en el cajón del escritorio, sin ocultarlo de ella”, enfatizó.

Después del enfrentamiento entre las amigas, la suma de 20.000 pesos, ganancias del trabajo de Andrea, desaparecieron del lugar, por lo que la mujer señaló que fue Blanca la que se llevó la plata.

Sin embargo, no se había dado cuenta que le faltaba el dinero hasta dos días después del hecho, por lo que realizó una ampliación de la denuncia.

“Después de mis tres hijos y mi nieto, que son los amores de mi vida, era realmente la persona que yo más apreciaba, porque estuvo en los momentos más difíciles”, concluyó la denunciante.