Imputaron al hombre acusado de enviar material pornográfico a varios jóvenes

Ángel L. de 44 años, está acusado de enviar material pornográfico a varios jóvenes de entre 17 y 23 años. Por tal hecho, quedó imputado el pasado lunes por el juez Martín Brites.

Luego de conocerse las denuncias en su contra por supuestos hechos de grooming en donde las víctimas fueron al menos tres jóvenes de entre 17 y 23 años, Ángel Horacio L. (44) se presentó a audiencia indagatoria en el Juzgado de Instrucción Tres de Puerto Iguazú. Por recomendación de sus abogados defensores, se abstuvo de declarar y posteriormente fue trasladado nuevamente a la dependencia policial donde se encuentra alojado.

El implicado fue llevado al edificio judicial el lunes por la mañana y en la oportunidad fue imputado por tres hechos de grooming por el juez Martín Brites, titular del mencionado juzgado.

Estas acusaciones van en paralelo a un primer expediente que se le abrió al mismo hombre a fines de enero por abuso sexual simple y exhibición de pornografía infantil, caso que fue denunciado por la madre de un menor de 11 años.

Por este último hecho, Ángel Horacio ya había declarado, instancia donde también se negó a dar detalles de la acusación en su contra. Así permaneció tras las rejas algunos días hasta que se le concedió el beneficio de la excarcelación, medida que fue otorgado por el juez de familia Pedro Fragueiro, quien subrogaba a Brites durante la última feria judicial.

Sobre las nuevas presentaciones realizadas a principios de mes en la Comisaría de la Mujer de Puerto Esperanza se sabe que tiene como damnificados a tres jóvenes que son vecinos del acusado.

Todos estos manifestaron haber mantenido distintos contactos con Ángel y que lo conocían desde hace varios años cuando aún eran menores de edad.

Siempre desde el relato de las víctimas en sede policial, los contactos fueron hechos mediante distintas redes sociales como WhatsApp e Instagram en donde una vez entablada una cierta confianza se tocaban temas de índole sexual.

Y se añadió que el paso siguiente era la facilitación de material pornográfico por parte del acusado a los jóvenes

Trascendió que sólo uno de ellos contó haber visitado la vivienda del implicado, aunque se retiró inmediatamente del lugar cuando el hombre le comenzó a mostrar videos pornográficos.

El paso siguiente en esta pesquisa consiste en el relevamiento de los archivos del celular que le fue incautado al acusado el pasado sábado cuando la Policía concretó un allanamiento que derivó justamente en la detención del sospechoso.

 

Agenciahoy