Los gobernadores enviarán este miércoles al Congreso el proyecto para suspender las PASO en 2021

La suspensión de las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) comenzará a discutirse esta semana en el Congreso. La iniciativa impulsada por 22 gobernadores, con mayoría peronista pero que incluye a partidos provinciales y hasta dos radicales, será presentada por sus diputados.

Los mandatarios consideran viable esta propuesta al entender que el contexto de pandemia continuará para la fecha de la convocatoria a las Paso, en agosto de 2021. En el oficialismo hay confianza para aprobar esta modificación “temporal”. En tanto, en Juntos por el Cambio predomina la idea de rechazar esta propuesta y apuntan a la provincia de Buenos Aires donde tienen mayoría en el Senado bonaerense, con lo que impondrían la realización de las PASO locales y también en la Ciudad de Buenos Aires y Mendoza, distrito que sumados representan casi la mitad del padrón electoral del país.

La propuesta, que en principio los gobernadores llevaron al presidente Alberto Fernández, se transformó en un proyecto propio de los mandatarios provinciales. “A partir del miércoles, ya estará la iniciativa legislativa suscripta por los legisladores”, aseguró el gobernador chaqueño Jorge Milton Capitanich (FdT) en declaraciones periodísticas y sostuvo que “la idea es que tenga un tratamiento exprés en un plenario de comisiones, para luego darle media sanción en Diputados y remitirla al Senado”.

“Estamos ante la limitación de que la legislación electoral no puede modificarse en el año mismo de las elecciones, por lo cual hay que hacerlo antes de fin de año”, explicó Capitanich en diálogo con El Destape Radio. Y afirmó que existe consenso para avanzar con la ley: “Me tomé el atrevimiento de consultar a todos los gobernadores sobre las PASO y hubo un consenso unánime de propiciar la suspensión”. Capitanich justificó la decisión en que hay por delante “una agenda sanitaria compleja, con perseverancia en el ritmo de contagios, que si bien disminuye sigue siendo sustancial”, y agregó que se suma la ejecución del plan de vacunación en el primer semestre del año.

En la misma línea se expresó el jefe de Gabinete bonaerense, Carlos Bianco, al afirmar que existe “un consenso muy amplio en toda nuestra fuerza política y en buena parte de la oposición” para suspender las Paso en 2021. “Se trata de momentos particulares, el año que viene también será complejo y habrá un proceso de vacunación amplio. Hacer una movilización con un proceso eleccionario podría ser contraproducente, ya que vamos a tener que seguir conviviendo con el virus”, graficó.


El gobernador de Catamarca, Raúl Jalil (FdT) fue más directo y dijo que las primarias “son una encuesta demasiado cara” en este momento de pandemia. “En Catamarca, tendríamos que llamar a elecciones provinciales esta semana para marzo próximo, pero vamos a hacer nuestras elecciones junto a las nacionales para poder ahorrar esos recursos y usarlos para la campaña de vacunación”, señaló.


Mientras que cerca de Máximo Kirchner sostienen que el jefe de la bancada de diputados oficialistas afirmaron que la decisión de suspender las PASO tiene que ser una ley “con amplio consenso” que incluya al “grueso de la oposición”. Al tiempo que habrá que analizar “el progreso de la situación epidemiológica” para el momento de las Paso, como preocupación central. En tanto, Máximo no comparte el argumento económico para suspender las primarias porque sostiene que ese no es un motivo para “impedir la expresión popular” ni comprometer la “institucionalidad”. Por ahora el proyecto de los gobernadores no está incluido en la agenda oficialista.


El proyecto que llegará el miércoles a la Cámara baja estará rubricado por diputados que responden a 18 gobernadores peronistas, a los mandatarios de Neuquén, Río Negro, y de los radicales Gerardo Morales (Jujuy) y Gustavo Valdés (Corrientes). Aunque el debate en la comisión de Legislación General de Diputados tendrá sus complicaciones para un tratamiento urgente: esa comisión es cabecera del plenario que ahora debate la Interrupción Voluntaria del Embarazo.


Aunque no hubo un nuevo pronunciamiento sobre el proyecto desde JpC afirmaron que sostendrán la postura en contra de la suspensión de las Paso que expresaron en noviembre. Incluso, que se pintarán la cara para ofrecer resistencia: afirman que impondrán su mayoría en el Senado bonaerense, para que el gobernador Kicillof no pueda suspender las primarias provinciales.

Pero tampoco es todo uniforme en Juntos por el Cambio. Mientras los sectores más duros apuestan a la confrontación, dos gobernadores radicales ya se desmarcaron y acompañarían la propuesta de sus pares. El jujeño Morales se pronunció a favor de la suspensión de las primarias. En sintonía, el correntino Valdés afirma que si no hay al menos dos listas para confrontar, las PASO “no tienen sentido”. En Mendoza, el gobernador Rodolfo Suárez no emitió postura, pero su mentor y presidente del Comité Nacional de la UCR, Alfredo Cornejo, está enrolado con el sector más belicoso de JpC.


El macrismo es el más duro a la hora de oponerse a la suspensión. En la Ciudad, Horacio Rodríguez Larreta lanzó una agresiva campaña de afiliación al PRO. En la provincia de Buenos Aires varios sectores macristas se disputan la hegemonía partidaria luego de volver al llano con la derrota de 2019. En Córdoba, radicales enfrentados, macristas divididos y Luis Juez pelean por encabezar la alianza en la provincia donde Mauricio Macri recogió más votos que en CABA.