Fue a un motel, la mataron y su acompañante escapó por la ventana

BUENOS AIRES. Un hombre con antecedentes por violencia de género es el principal sospechoso en la muerte de Gisella Fasanella, de 27 años y cuyo cuerpo fue encontrado en un albergue transitorio en el partido de Tres de Febrero. Los peritos determinaron que la mujer fue “estrangulada con un lazo” y estimaron que la víctima habría sido colgada del ventilador ubicado en el techo de la habitación.

El hombre se escapó por una ventana, pero su ubicación en el lugar del crimen pudo ser establecida por los investigadores. Es que ese sospechoso de femicidio llevaba una tobillera electrónica por decisión judicial luego de una denuncia por violencia de género realizada por otra mujer. La geolocalización de esa aparato permitió establecer la presencia del hombre en ese hotel. Poco después se quitó la tobillera. Trascendió que el ahora prófugo era pareja de la víctima.

De acuerdo con los datos aportados a los investigadores por un testigo del círculo íntimo de la joven, la pareja era consumidora de estupefacientes y mantenía una relación violenta, según consignó Télam. “Sabemos por la declaración de la empleada del hotel, que eran clientes frecuentes y que el hombre que la acompañó esa noche era la pareja con la que solía ir una vez por semana o cada 15 días”, dijo uno de los investigadores. Según esa testigo, siempre pagaba Fasanella con la tarjeta de la Asignación Universal por Hijo (AUH) a nombre de ella.

La víctima había realizado denuncias por violencia de género, pero efectuadas contra otro hombre, que actualmente está detenido.

El hecho se descubrió este miércoles en el albergue transitorio R8 Hotel, ubicado en la calle Ituzaingó y ruta 8, del barrio El Libertador del partido de Tres de Febrero. Como la pareja que había ingresado el martes a las 22 a pernoctar no contestaba los llamados, los empleados ingresaron a la habitación y hallaron el cuerpo de la mujer.