Chóferes cobran 30 pesos el boleto porque “no tienen cambio”

OBERA. El servicio de transporte público urbano incrementó su costo desde el domingo o antes, aunque debía regir desde el lunes. Culparon a las máquinas por cobrar antes de la fecha autorizada porque estas fueron programadas en Rosario. De esa forma, pasaron a cobrar de 18,60 a 25 pesos con tarjeta durante el fin de semana.

Al mismo tiempo, quienes  abonan en efectivo, pagan 30 pesos aduciendo que “no tienen cambio”. Ocurrió en varias líneas, entre ellas, las que circulan a Villa Martos.

Este detalle de la falta de cambio arriba de las unidades no es nuevo y pareciera que a los concejales se les olvida cada año cuando levantan la mano para aprobar otro incremento. Lo mismo ocurre con la comisión de Transporte, integrada por personas que jamás suben a un colectivo, desconocen la calidad de servicio y solo miran la planilla Excel. La empresa concesionaria Capital del Monte incorporó unidades nuevas por última vez en noviembre de 2016, pese a que en los últimos dos años percibió alrededor de 60 millones de pesos en subsidios.