OBERA. No es una novedad que algunos vivos, intrusos en espacios verdes (cuyo destino es una plaza o parque) del municipio o tierras fiscales, escudados en una condición social desfavorables, comercialicen el terreno apropiado al Estado y lo vendan como “mejora” con una casilla precaria encima. Pero ahora también lo hacen públicamente en las redes sociales.

Si bien es ilegal, hay familias (por lo que general numerosas) que indudablemente necesitan un espacio para vivir, no pueden alquilar por cuestiones económicas, y terminan usurpando espacios públicos, a veces tierras privadas y en muchos casos puestos allí por políticos de turno, cosa que se ha hecho durante años en Oberá.

Este es el caso de Fabián Molina, o al menos así se identifica en Facebook, que ofrece con fotos a la venta “este casa y terreno espacio verde de 30 x 40 en Oberá” al valor de 15 mil pesos dejando un celular.

No es el primer caso y ya fue notificado el delito a las autoridades municipales para que tomen cartas en el asunto.

 

vende espacio verde.jpg