Tareferos se levantaron de la reunión con funcionarios municipales: “no alcanzan a comprender de cómo viene el proyecto”

OBERÁ. En la mañana del viernes, en la Defensoría del Pueblo se desarrolló la mesa de diálogo entre los tareferos que reclaman aumento n los planes de 5.900 pesos para realizar obras de cordón cuneta, funcionarios municipales, el presidente del Concejo Deliberante y la Defensora, Patricia Nittmann.

Los trabajadores que pertenecen a diferentes siete agrupaciones tareferas solicitaron a los representantes municipales una “indemnización” por los dos años de trabajo. Posteriormente, los referentes se levantaron y retiraron, dando por terminada la reunión en la defensoría, situación que dejó atónitos a los funcionarios.

 

En ese sentido, Javier Carísimo, director de Finanzas dijo a La Radio: “no alcanzan a comprender de cómo viene el proyecto, cómo se realizan los desembolsos, qué incluye”, y explicó que fue elaborado por la Unidad Ejecutora Municipal que “presentó diferentes cuadras para darle acceso justamente a barrios IPRODHA”, aclarando que es un desembolso fijo que hace el instituto provincial “por avance de cuadras por cordón cuneta y empedrado y el municipio, con ese desembolso arma la caja con su parque vial, personal municipal, arma los moldes para el cordón cuneta y la mano de obra tarefera se dedica a instalar el empedrado y terminar la obra, el IPRODHA nos certifica el avance de obra, nos desembolsan y pagamos el monto para mano de obra que habíamos calculado y el resto se destina a material”, y agregó “así funciona y no tiene previsto incremento del monto, es un monto fijo”, enfatizando que no está contemplado en el convenio ningún tipo de “bono Primavera”.

Aseguró que los tareferos no tienen un vínculo laboral con el municipio, “son proyectos paliativos, se termina el contrato y termina el trabajo, y deberían ubicarse en su trabajo genuino que es la tarefa”, afirmó. Se trata de 85 tareferos pertenecientes a 7 organizaciones.

Recordó, por último, que en la reunión anterior, el intendente los recibió por la tarde y tanto Hugo Silva, como Ricardo Dos Santos y Marli Emke se levantaron y retiraron, calificando la actitud de “destrato” a los funcionarios.