No quería atenderse una grave infección porque “su curandera se lo recomendó”

CERRO AZUL. A pedido de familiares, una patrulla de la Comisaría de Cerro Azul fue esta mañana a la zona rural de Picada Polaca, a una vivienda donde reside don BRONISLAVO Z. (80); los uniformados a simple vista constataron que la pierna derecha de este hombre presentaba una gran herida con un cuadro de infección gravísimo; con presencia de larvas; según manifestaran sus parientes más próximos el mismo no se deja atender por médicos, lo que fue corroborado por su propio hijo de 25 años, quien manifestó que respeta la decisión de su padre quien se encuentra bien atendido desde hace rato por “LA CURANDERA”.

BRONILAVO Z. se niega a ir a un puesto de salud pública, y se pudo saber que les hecha a los profesionales de la salud cada vez que lo visitan; dada esta circunstancia la patrulla y a negativa del mismo se dio intervención al Defensor Oficial y Juez de Instrucción Nº Alem.

Anuncios