POSADAS. Con esta Ley que será tratada y aprobada en sesión ordinaria de la Cámara de Legisladores de la provincia, los jueces y ciudadanos tendrán la certeza de cuánto deberán cobrar los profesionales por algún servicio.

La ley de aranceles de profesionales posee más de cuatro décadas de vigencia y no había sido tocada. “Muchas veces se podía pactar con el cliente, pero otras no y es allí donde se recurría al magistrado, pero que tampoco tenía una normativa arancelaria”, manifestó el presidente del Colegio de Abogado de la provincia, Ernesto Báez. El proyecto obtuvo dictamen este miércoles en la Comisión de Legislación General de la Cámara de Representantes.

“Nos encontrabamos con trabajos similares pero con precios muy diferentes. Esto generó una demanda constante y que año tras año repercutía en las diferentes direcciones del Colegio de Abogados e impuso a la Institución a llevar adelante un proyecto de resolución de honorarios mínimos y no contemplados en la Ley arancelaria. Esta normativa fue un paliativo pero que fue quedando viejo y algunos jueces no le daban consideración alguna”.